Saltar al contenido

¡ QUÉ PENA..!

Compartir


Muy curioso. Los delitos en las grandes ciudades tienden a bajar, desde un 2,5% en Madrid (donde menos) a un 12% en Sevilla (donde más). Sin embargo, en Barcelona suben nada menos que un 19%. No solo va contra la tendencia general, si no que sube espectacularmente. Barcelona ya no es una ciudad segura…

La inseguridad política transmite inseguridad social, y el clima de pseudo-terror creado por los Comités de Defensa de la República es un caldo de cultivo excelente para delincuentes. Y no creo que les traiga nada bueno…

Parece mentira que los catalanes hayan consentido que políticos nefastos y ciudadanos fanáticos e integristas les hayan llevado a este punto. Un réquiem por Cataluña, please…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *