Saltar al contenido

CUIDAÍCO...

Sabido es del ateísmo de Voltaire. Cuando estaba en su lecho de muerte, un clérigo se acercó a él instándole a que renunciara a Satanás, a lo que el librepensador no dudó en contestarle: "no es el momento de ganarse enemigos"...

Creo que es la llamada de prudencia que toca hoy en todas las formaciones políticas. Son tan frágiles las alianzas, tan endebles los acuerdos y tan zurcidos los pactos entre socios de circunstancias, que ha de imponerse el buen trato y mejor hacer.

Aunque solo fuera porque el competidor de hoy bien puede ser el socio de mañana, y el amigo de ahora un rival en potencia después... No, no es el momento de ganarse enemigos.

CUIDADO, CONVERSOS SUELTOS.Confieso que cuando oigo y leo a los que ahora predican, que hay que escuchar con humildad y autocrítica, o que se abre un nuevo tiempo de consenso, o que si hay que abrir espacios de diálogo, o lo de escuchar a la gente... Y veo gestos como que se empezará con menos sueldo (pooooco), o que iré a la alcaldía en bicicleta y me reuniré con los vecinos sentado/a en una silla de anea debajo de una higuera... Y son los mismos personajes que ayer actuaban parapetados en la prepotencia y pertrechados de absolutismo, me quedo con el culo y la boca abierta, y una corriente interna de aire que pá qué de qué...

Que, de la noche a la mañana, se caigan del jaco como san Pablo, vean la luz y se les aparezca la virgen de la santa mudanza, no lo veo yo así como muy creíble. Las conversiones son procesos lentos, de maduración y crisis interna, de doloroso autoexámen. No es algo que nos llegue por ensalmo, ni mucho menos. Se ven como forzados por las circunstancias, porque ahora es lo que toca, y tienen que cambiar de camisa para poder seguir percibiendo un sueldo de la teta pública. Porque éste es el oficio,y hay que saber adaptarse... Como los camaleones.

Pero eso, a mí no me vale. No me sirve de nada. Desconfío... Me acuerdo mucho de aquellos camisas azules que una noche se acostaron falangistas, y... ¡oh admirábilis miráculus!, a la mañana siguiente se despertaron demócratas de toa la vía... No me fío, no. Mañana no salen las cosas como se espera, y vuelven a mostrar el mismo ceño, el mismo rictus dictador y el mismo morro que antes, sin cortarse un pelo. Las conversiones instantáneas suelen ser falsas y falaces, impostadas, y obedecen a los intereses del momento. Y los políticos son los que saben acomodar, mejor que nadie, los talantes a los talentos (entiéndase talentos como moneda, claro).

Aquellos que han subido los impuestos a sus vecinos a extremos bochornosos, que han utilizado las amenaza y el chantaje para callar bocas, que han usado su ordeno y mando de forma vergonzosa, los que se han dedicado a comprar voluntades como método y por sistema, a repartir nepotismos a dedo, y que no han admitido la más leve crítica... no pueden venir ahora, de ayer para hoy, a darnos lecciones de permeabilidad, respeto, tolerancia y buen rollito... Es que, ni resulta creíble, ni tampoco resulta admisible.

Ahora viene un proceso de mimetismo, de parecerse a lo que no se es, de disfrazarse de Caperucita Roja, de... aún incluso mezcándolo todavía con la vieja corruptela de compra de actuaciones y conciencias. Avisaos quedáis. Es la fase que toca, donde el viejo régimen intentará fagocitar y ahogar al nuevo, sin perder una sola ocasión de contaminarlo para así poder desacreditarlo. Es la estrategia de siempre - repasemos la historia - que han seguido los que quedaron con el culo al aire: convertirse, comprarlos, y, si no se dejan, criticarlos hasta abatirlos...

Las nuevas formas, las nuevas maneras de hacer política, han de reafirmarse en sucesivas e inmediatas elecciones. Hay que ir barriendo poco a poco lo viejo e implantando lo nuevo. Aún lentamente, pero no hay que escanciar el vino nuevo en odres viejos. Hay que ir desmontando y erradicando todo sistema corrupto.

En los pueblos, la clave está en los ciudadanos. Reside en la misma base social. O se movilizan y vigilan de cerca las actuaciones de sus caseros, o se rinden y se acomodan, y sus administradores se comerán la finca. Al tiempo. Ellos son nuestros empleados, no nuestros okupas...

Cada vez tengo más dudas sobre el aporte religioso. Dios es una experiencia transcendente, pero la religión puede ser una experiencia deformante. Véase el actual islamismo, o échese un vistazo desapasionado a la historia de las religiones, incluída la nuestra, claro…

En realidad es que las religiones no pueden prescindir de Dios, pero Dios sí que puede prescindir perfectamente de las religiones. De hecho, despoja a una religión de sus dogmas y ésta quedará reducida a pura filosofía.

Lo cierto es que a las religiones les interesa, y mucho, que el ser humano tenga y mantenga una idea primitiva de Dios. Es su fuerza, su poder, su influencia y su justificación. Cuando el hombre conozca de verdad a Dios, las religiones no tendrán ningún sentido

 Ya sé que en el pulso de Grecia con la Unión Europea, el malo de la película es Grecia. Se ha vuelto una mosca cojonera que no se aviene a razones y está siendo la culpable de que las todopoderosas financieras se pongan de los nervios, y a la bolsa le entren sus miedos, y baje, con lo que sus inversores se quejan de mamá-pupa, y que la prima de riesgo suba, que es como la espada flamígera que nos expulsa del paraíso que nunca existió, y que el resto de los desgraciados también pagamos sus plumas… y todo eso. Definitivamente, los griegos éstos son los malos y los europeos ricos son los buenos.

 

                Pero como yo tengo la nefasta costumbre de alinearme siempre – no sé cómo me las apaño – con los perdedores y los desastraos, pues también los defenderé y me pondré a su lado. Total, entre tanta mata por la que he apostao y no ha echao, una más poco importa. Así tendrán motivos mis críticos para decirme que, claro, así soy pues así me vá… que si voy siempre contracorriente cómo quiero tener una jodía ayuda nunca. Pos menúos amigos se busca el jodío tontarras éste…

 

                Y puede ser que sí, no digo yo que no… Pero vamos a ver, ¿qué le pide, mejor dicho, le exige, la UE a los de las Termópilas?.. Pues reformas. Vale, ¿y qué reformas?.. Pues mire usted, que bajen las pensiones a los viejos, que suban los Ivas a todo el mundo, que hagan reformas laborales a la baja y precaricen al obrero, que supriman prestaciones sociales a tope, que suban el precio de la luz y de todos los impuestos tanto directos como indirectos… Eso mismo es lo que les están imponiendo. Y el jodío Tsipras del demonio satánico que se resiste una, y otra, y otra vez más… Y los socios poderosos se cabrean, y se aburren, y los amenazan, y los chantajean, y les echa a los perros (los perros somos nosotros, los de la jauría, a los que nos dejan los huesos) pero ellos que dale al no, que bueno, que ya veremos, que se lo van a pensar, que a ver si…

 

                Pues, ¿qué quieren que les diga?, que a mí me dá cierta envidia. Que ojalá nosotros hubiéramos tenido un gobierno que hubiese defendido los intereses de los más débiles como el gobierno griego está defendiendo los de sus ciudadanos… Pero, claro, no, el nuestro, en vez de alinearse con los del cono sur y defender los intereses de su gente, se cuadró al instante, ¡¡ja bolt, main führer!!, taconazo al canto y brazo en alto, y se puso a disposición de los intereses y exigencias de los poderosos para tapar el desfalco de los ricos con los sacrificios de los pobres… Por eso mismo nos pone nerviosos la “insolencia” de los griegos y su empecinada postura. Porque nos deja en evidencia. Porque nos pone en nuestros justo lugar. Nos retrata. Nos coloca en el de los lameculos claudicadores. Entre los que acataron sus órdenes de sangrar a su pueblo para contentar a los especuladores… Y, claro, eso jode un poco, y molesta, y fastidia, y por eso nos sumamos prestos a la señal del regidor, al coro de los rasgadores de vestiduras y mesadores de cabellos… ¡coño, con los griegos de la leche!..

 

                Y así son las cosas, aunque no nos guste reconocerlas, porque nos las venden ya precocinadas y para consumo inmediato. Usted no piense, solo trague. Tan solo cómaselas. Los que mandamos nada más que velamos por su interés… ¡y una mierda!. Miren tan solo que un único ejemplo de muestra: a los jubilados españoles nos están robando… sí, robando, un Irpf que nos restan de nuestra magra pensión de manera inmoral, si no fraudulenta.  Porque una pensión no es una paga por rendimiento, si no por haber rendido en toda una vida laboral y por lo que ya se desquitó el correspondiente Irpf en su día. Ahora nos lo están desquitando por segunda vez por el mismo motivo. Hay que ser sinvergüenzas, deshonestos y ladrones… No se preocupen, daré la tabarra con esto más veces, y a quien quiera le puedo mandar información más detallada.

 

                Pero eso es lo que pasa. Que la ignorancia, la comodidad y la cobardía de los pensionistas, que pensamos que si protestamos nos van a quitar el rancho del Inserso, y los recreos, hace muy cómodo a las zorras el que guarden las gallinas. No es que se las zampen, como en el cuento, no, es que se comen su pienso y ellas se mueren solas. De hambre. Es más sutil. Y lo mismo ocurre con lo que les contaba al principio: que las zorras se han ganado la confianza del gallinero porque no se ven las plumas de la carnicería por el suelo. Nada más que los comederos están cada vez más vacíos, y las puñeteras zorras cada vez más gordas…

 FORMAS

Hay que ver cómo cambian las formas. Hoy se lee y se oye que hay que escuchar con humildad y autocrítica, que se abre un nuevo tiempo de diálogo con la gente, que si puertas abiertas, que si nuevas maneras de entendimiento… en personajes que ayer ejercían con despotismo y prepotencia.

Cambian los talantes, pero no sé los talentos. Por asegurarse sueldo y pienso se hace cualquier cosa. Hasta de ejercer de lo que antes no se era, si preciso fuera…

Yo, personalmente, no creo en los conversos de la noche a la mañana. Me recuerdan demasiado a todos aquellos que se durmieron falangistas y se despertaron demócratas… Y no me fío yo, no…

PERIFÉRICOS

PERIFÉRICOS

En el Mediterráneo no sé a que c... esperamos (ponga en los puntos suspensivos el atributo macho o hembra a su voluntad, por la cosa de la igualdad) con respecto a centroeuropa. Lo he expresado en varias ocasiones, y no me cansaré de repetirlo. Los países del sur, ribereños con el Mediterráneo - a excepción, quizá, de Francia - somos los tontos del pueblo con respecto al resto de Europa. Incluída la boína.

Son muchos porqués y motivos, y los he tocado en más de una ocasión, pero fíjense en ésta última: "Merkel está dispuesta a cambiar los tratados de la UE si es necesario, para que el Reino Unido no se vaya". Es titular literal de prensa. Primero, Mérkel decide por toda Europa. Segundo, con los ingleses se baja las bragotas, y a los griegos los empuja a la salida con exigencias e intransigencias... Inglaterra, por otro lado, no es miembro europeo al cien por cien, mientras Grecia, sí lo es. Tercero, Gran Bretaña ya goza de un estatuto especial con respecto a Europa. No así Grecia. Ni ningún otro país tampoco...

Mérkel dice que los 28 (ella habla por todos) tendrán que revisar los documentos sobre los que se sustenta el bloque. "Si es necesario, habrá que considerarlo", ha declarado a la BBC británica, y así se lo ha hecho saber a Cámeron. "Está dispuesta a cerder - parcialmente, apunta - a las peticiones de Londres, si con ello el Reino Unido continúa junto a los veintiocho"... Menuda diferencia con el trato a Tsipras.. ¿Y aún no nos damos cuenta de la Europa de ricos y pobres?.. Pues hay que estar muy ciego.

Miren, si África estuviera al norte, o fueran los lapones los inmigrantes que invadieran desesperados Europa dejándose caer desde los hielos polares en sus kayacks a través de Inglaterra, Suecia, o los altos países bajos, estoy seguro, pero absolutamente seguro, que la respuesta al problema sería mucho más rápida, tajante y efectiva que la que se está dando a Italia o España con el mismo problema. Donde está el dinero tiene que ver mucho con estas dos velocidades europeas cada vez más a las vistas. Y el dinero está en el norte, en la city londinense tienen nido puesto todas las financieras que se reparten el mundo.

Aquí abajo somos, y así nos clasifican, países periféricos. Pobretones, indolentes, desgraciados, pedigüeños, y hasta, en nuestro caso, serviles. A los que, no se sabe bien porqué capricho de los dioses, se les ha concedido un clima bonancible y unos excelentes alimentos. La cigarra y la hormiga, piensan los industriosos de arriba. Y nos tratan como la hormiga a la cigarra. Con tanto desprecio como consideración se tienen entre ellos. Lo de la rica Albión es solo el último ejemplo de entre los muchos.

La cuestión es que a los de la periferia nos tienen enfrentados entre nosotros, desunidos... Ya saben aquella máxima cesárea del divide y vencerás, que, por cierto, y dicho sea de paso, es una estrategia romana, no germana. Pero somos irresponsablemente desconocedores del potencial que esta Europa periférica podría tener unida y coaligada frente a los que nos usan como tabernas y  balnearios. Desde luego, los gobiernos pancistas y panzistas (de panza y de panzer) no lo van a hacer. Son de los suyos. Sus criados de librea, los perros de su cortijo... Tendrían que ser otros.

 Rajoy ha retocado la cúpula del PP para apuntalarlo de cara a las próximas elecciones, y ha metido algunos cromos con nuevas caras. Pero ha dejado algunas como la carota de doña embustes, la lía-lía aquella del pago en diferido, la que soltó  "nos hemos esforzado mucho en saquear el país"...

¿Qué le mueve a no mover la ficha de tamaño fichaje?.. ¿Quizá porque para la nueva etapa necesita los oficios de un/una trápala de tamaña pieza?..

Hay decisiones que nos retratan y descubren lo oculto de nuestras jugadas. Y guardarse semejante as en la manga no dice nada bueno... Al tahúr siempre se le vé alguna de sus trampas. 

...PUES CAMBIEMOS

...PUES CAMBIEMOS

Algunas cosas han empezado ya a cambiar. Tras veinte años de un monocromo intenso en que las formas y las maneras se habían vuelto "prepotentes, altaneras y soberbias", por utilizar los mismos calificativos con lo que se ha tropezado el líder murciano de Ciudadanos en sus negociaciones iniciales, y asímismo lo ha calificado en los medios sin cortarse un pelo, el PP comienza a perder votaciones en la Asamblea, incluso su propia presidencia, en esta región nuestra, y se oyen anuncios de reformas en la ley electoral, de limpieza del nepotismo en los altos funcionarios, etc... Un curso acelerado de forzada humildad, diría yo...

A la nueva alcaldesa de Madrid no le tiembla la fibra a la hora de sentar a la mesa a los banqueros y plantearle cara a cara que suelten la presa del objeto de sus deshaucios. Se nota que no existe detrás ningún clientelismo... O a la flamante ídem de Barcelona, que no se le han caído los anillos en sumarse, participar, mediar y parar uno de esos mismos desahucios, que es lo que hacía antes, incluso enfrentándose a los hipócritas de Ciu que le acusan de oportunismo, cuando ha hecho lo que siempre hizo, y sus críticos fariseos nunca, jamás, hicieron, cuando debían haberlo hecho. Defender al débil y no al corrupto (caso Pujol, por ejemplo).

Me alegraré mucho que sigan las reformas contundentes por la línea de la limpieza, la honestidad y la justicia. Dios quiera que dure, obre y perdure, y que se afiance y empiecen a desprenderse vendas de los ojos a los que estaban pegadas y pagadas por las pringosas legañas de la acomodación, la insolidaridad, y la espesura de décadas... si no otras adherencias más prensiles y menos sutiles.

Hay muchas injusticias sangrantes a las que meter mano. Demasiadas quizá. Y muchos agravios. Puede que también demasiados, y lo que sorprende es que uno de los partidos que compartieron apandamiento con el PP, el PSOE, y que hoy se apunta a la línea renovadora, se las vaya dando de limpio y legal, cuando ha participado de los mismo usos y abusos cuando estuvo en el poder.

Uno de ellos, por ejemplo, es el que el estado roba y estafa a sus viejos, a sus jubilados, y que, de su media por escasa pensión, encima de quitarle poder adquisitivo cada año, también cada mes le cobra por dos veces el mismo impuesto que ya le cobró en su día. Así, con un par de pistolas. Un atraco hecho por el bipartidismo y que dura y perdura hasta el día de hoy. Y es un ejemplo entre tantos otros, aunque, quizá, el más flagrante. El Irpf es un impuesto sobre el rendimiento. Una pensión es el resultado acumulado de toda una vida laboral por el que ya se le desquitó en su día esa misma tasa, y que hoy, al devolvérselo al jubilado en forma de pensión, le vuelven a desquitar lo que ya le cobraron antes. Nos hacen pagar dos veces por los mismos rendimientos. Antes y ahora. Un robo fiscal. Un atraco legal. Una auténtica inmoralidad...

Y lo es doblemente cuando se sabe que los haberes de los diputados y senadores, por ejemplo, están exhentos de tal impuesto... Ellos no lo pagan, pero los pensionistas lo pagamos por dos veces. Y se está cometiendo cada día contra el colectivo más inerme y vulnerable, con la más absoluta impunidad. Los pensionistas, quizá por ignorancia, o por comodidad, o por cobardía, no sé muy bien porque... callan y se lo tragan con ajo y agua. Pero no por eso deja de ser lo que es: una situación tan abusiva como injusta.

Por eso mismo hay que combatir a los corruptos y abrir puertas y ventanas para que entre aire fresco y limpio. El olor a podrido apesta ya demasiado. Así que cambiemos esto de una p... vez, ¿o no?..

 EMPEZAR POR...

Me pregunta un "saliente" munícipe, retador, qué le aconsejaría a un "entrante". Muy fácil - le contesto - apuntalaría el tejido empresarial, las infraestructuras, la seguridad cívica (calidad ciudadana) y los servicios. Son las mejores cuatro patas para sostener un banco...

¿Y los impuestos?.. me dispara a bocajarro. Deben bajarse, le digo, hasta la consecución de los fines. El nivel de vida tiene un precio, pero no tiene porqué ser caro...

¿Y cómo?.. intenta zancadillearme... Pues mira,, algunos diputados y concejales han comenzado por bajarse el sueldo, le suelto malicioso... A lo mejor hay que empezar por gastar menos en lo personal y más en lo general, ¿no?.. Sería un buen principio... Vamos, digo yo.

VEAMOS AHORA QUÉ PASA

VEAMOS AHORA QUÉ PASA

Bien... El primer paso (autonómicas y locales) se ha dado, y las consecuencias, mejor o peor, se han encajado. O se está en ello. Y se vá a estar a marchas forzadas de aquí al segundo paso (las generales) a ver si se afianza este incipiente movimiento revisionista, o, por el contrario, empieza a languidecer antes de comenzar a desarrollarse. Tengamos pues paciencia, que antes de hacer la tortilla hay que romper los huevos... en el mejor sentido del palabro.

De momento, el correctivo de principio es bueno, aunque podía haber sido mejor... en algunos casos al menos. Hay sitios en los que se ha entrado con la espátula, rascando roñosas adherencias, con la fregona y el estropajo, y se está barriendo todo el costrerío inicial de apandadores políticos. Pero aún hay pueblos en los que vá a costar más trabajo de lo que se esperaba, porque el pringue llega hasta a los que se las dan de limpios, como el segundo partido del bipartidismo, pero enfín... Hay lugares donde ha sido como tomar la purga del tío Benito. Dimisiones sugeridas y ceses forzados de imputados (faltan los untados y camuflados), en Madrid, Valencia, Murcia, Andalucía...

Las exigencias de los recién llegados a los acomodados son notorias: o lava su mierda o no cuente conmigo... ¿quiere mi apoyo? restriéguese bien antes con lejía... No sé después, pero de comienzo, limpios parecen ser, y eso nos hacía mucha falta. Muchísima. Porque era tal la mierda acumulada bajo las alfombras del poder que había lastrado la administración de buen gobierno hasta un vergonzoso grado de impunidad tal que la hacía imposible.

El siguiente paso debería ser el tomar medidas y dictar normas para que tales abusos no vuelven a ocurrir. Eso debería ser prioritario para generar confianza y regenerar las políticas locales. Hay que establecer controles públicos y extrictos. Lo primero es que debería de auditarse todo ayuntamiento o administración renovados. Esa sería la primera moción de las nuevas mayorías (salvo que éstas tengan algo que ocultar). Una vez realizada la auditoría, se tendría que hacer pública - luz y taquígrafos - y exigir responsabilidades a quienes las tuvieran en su caso. Incluso por vía penal si preciso fuere. Y seguir con el proceso de zafarrancho hasta las últimas consecuencias. Hasta que todo brille como el jaspe y el agua salga limpia y clara.

Como consecuencia directa de ello, debe establecerse que a cualquier político que ostente cargo público se le pueda reclamar judicialmente responsabilidades por las malas consecuencias de su gestión. Es lo menos. Y es lo lógico... Y no que la haga, por ineptitud o por avaricia, y que se largue luego de rositas. Por eso mismo hay que auditar. Porque, en justicia, lo que ha hecho el que termina no tiene porqué cargarse en las espaldas del que comienza. A cada cual, su propia responsabilidad, y en el conocimiento ciudadano la de todos.

Son medidas simples, de pura y absoluta asepsia. El primer lavado ha sido bueno, pero falta el centrifugado. Apenas si han empezado a saltar las primeras capas de mugre. Hay que seguir a fondo y hay que imponer un régimen de transparencia y hacer los ayuntamientos de cristal translúcido... Existen tantas fórmulas para airear como para tapar la porquería... A ver lo que se hace... Pero sin engaños, por favor.